Aunque es importante hidratarse correctamente durante todo el año, en el verano se vuelve esencial que cuidemos la cantidad de líquidos que tomamos. Los intensos calores que se viven en todo el país hacen que el cuerpo pueda perder líquidos a través de la sudoración y la respiración. Por ello, es importante incrementar los líquidos que consumimos para evitar la deshidratación, que es un estado de desequilibrio que puede tener consecuencias en nuestro cuerpo.

Diariamente, se producen pérdidas de entre un 5% y un 10% del agua corporal, que, si no son compensadas, podrían afectar nuestro desempeño.

En ocasiones, mantenerse bien hidratado resulta difícil. Es común que no nos demos cuenta de que podríamos perder agua por diversas situaciones cotidianas, tales como altas temperaturas, realizar un trabajo extenuante o por permanecer en ambientes con aire acondicionado, como la cabina de un avión. Son esos momentos en el día a día en los que tu cuerpo puede perder agua y electrolitos.

¿Sabes qué son los electrolitos y cuáles son algunas de sus funciones?

  • Los electrolitos son minerales presentes en diferentes líquidos del cuerpo. Son importantes, porque ayudan a equilibrar la cantidad de agua en el cuerpo.
  • Ayudar al adecuado funcionamiento del cuerpo.

El consumo de líquidos de manera constante es uno de los retos para lograr un nivel de hidratación correcto. Muchas veces pensamos que solo debemos hidratarnos cuando tenemos sed, pero no es así.

Una manera sencilla de mantener nuestro cuerpo hidratado es con bebidas adicionadas con electrolitos como ISOLITE. Su fórmula contiene sodio y potasio, dos electrolitos que ayudan a equilibrar la cantidad de agua en el cuerpo. Actualmente existen tres variantes de sabor: coco, toronja y fresa, en presentaciones de 500 ml que aportan menos de 60 kilocalorías.

Recuerda cualquier molestia que puedas sentir, acudir con tu médico.