Desde su origen, Sprite se ha caracterizado por su intenso color verde que lo hace único. Sin embargo, también tiene otro elemento distintivo que quizá no conozcas tanto: se trata de Lymon o la imagen de doble limón que está presente sobre el nombre de la marca desde hace décadas. Conoce su historia.

Antes de que Lymon se estableciera como sello emblemático de la marca, se realizaron distintos cambios en el logotipo. En un principio, arriba de la letra “i” de Sprite,  se veía una estrella que después se cambiaría por un punto naranja.

Entre 1984 y 1988, se creó un diseño nuevo y fue entonces que la imagen del doble limón, que hace referencia a su refrescante sabor lima-limón, se agregó sobre la “i”.

En los años posteriores, Lymon siguió muy presente en cada reinvención del logo de esta burbujeante bebida, protagonizando incluso algunas campañas publicitarias memorables de la marca.

Entre 2002 y 2009,  con el fin de renovar su imagen, se puso un óvalo amarillo (sobre la misma vocal) con una discreta silueta verde que con el tiempo sería reemplazado nuevamente por el doble limón.

De 2009 a la actualidad, se incorporó al logotipo un borde plateado que resalta el nombre de la marca, se rediseñó el signo de doble limón y se incluyó el gráfico de agua salpicada que hace alusión a una sensación refrescante.

Sin duda, Lymon es un símbolo distintivo en el logotipo de Sprite. La fusión de la lima amarilla con el limón verde produce un agradable equilibrio que seduce a la vista y nos hace pensar de inmediato en el refrescante sabor de esta bebida.

¿A poco no?