Hace 92 años, Coca-Cola inició operaciones en México y hoy en día, nos consolidamos como Industria Mexicana de Coca-Cola (IMCC), uno de los empleadores más importantes de México, orgullosos de contribuir con más de 98,000 empleos directos y más de un millón de indirectos en todo el país.

Todas las personas que participan en la IMCC son parte del motor económico de México, porque su trabajo diario representa el 1.4% del Producto Interno Bruto (PIB) del país. Pero esta fuerza productiva no surgió de la noche a la mañana, y su historia de esfuerzo es digna de contarse.

Todo comenzó en 1926 cuando Harrison Jones, colaborador de Robert W. Woodruff, fundador de The Coca-Cola Company, trajo la icónica bebida a nuestro país. Monterrey le dio la bienvenida, luego llegó a la Ciudad de México, y tras un gran éxito comenzó la expansión por Guadalajara, Mérida, Cuernavaca y Colima.

Actualmente, la IMCC la conformamos Coca-Cola México, 8 grupos embotelladores -Arca Continental, Bebidas Refrescantes de Nogales, Bepensa, Coca-Cola Femsa, Corporación del Fuerte, Corporación Rica, Embotelladora de Colima y Grupo Embotellador Nayar-, Jugos del Valle-Santa Clara y nuestras plantas de reciclaje IMER y PetStar.

Todos estos actores integran el Sistema Coca-Cola que tiene como filosofía de trabajo 7 valores: integridad, calidad, responsabilidad, liderazgo, colaboración, diversidad y pasiónpara atender las necesidades de millones de mexicanos todos los días.

Nuestros colaboradores operan las 67 plantas embotelladoras y hacen funcionar 350 centros de distribución. También son responsables de operar 54 plantas de tratamiento de agua residual y se ocupan de las 13,000 rutas de reparto, para lo cual utilizamos 28,000 vehículos de fleteo, distribución y operación.

En la IMCC hacemos realidad nuestra misión de contribuir al bienestar de las familias mexicanas a través de la generación de empleos, impulsando el desarrollo económico del país con una visión de futuro.