¿Alguna vez te has preguntado de qué están hechas las cenizas de una planta quemada? ¿No? Bueno, científicos 👩‍🔬 y estudiosos de todos los tiempos se hicieron esta pregunta, pues querían desentrañar los secretos de la nutrición y fue en el siglo XIX, cuando después de varias observaciones llegaron a la firme creencia de que éstas estaban formadas por minerales.

Aunque en diferentes momentos de la historia se llegó a la conclusión de que los alimentos influyen en nuestra salud; la comprobación de los beneficios de los nutrimentos que se sabía existían en las plantas vino cuando investigadores de la época hicieron experimentos alimenticios con animales de granja.

Así fue cómo el químico francés, Jean-Baptiste Boussingault, aplicó por primera vez el método científico y comparó el desarrollo de 2 grupos de animales con dietas diferenciadas. Uno de ellos consumió alimentos con algo de sal sal, mientras que el otro recibía comida sin ella. Esto fue determinante para saber que los minerales eran parte esencial de nuestro desarrollo. Increíble, ¿no?

Lo mejor de todo, fue que también se pudo saber con estas pruebas que el Hierro era súper importante para el desarrollo y que se necesitaba consumir Calcio para el desarrollo de huesos.

¡De manera que los minerales siempre han formado parte de nuestra dieta! Incluso, si se hiciera una revisión de cuáles de ellos hay en nuestro cuerpo, resultaría que los más importantes son:

  • Calcio

  • Fósforo

  • Potasio

  • Sodio

  • Hierro

  • Yodo

  • Zinc

Ahora te preguntarás dónde encontrarlos, pues Del Valle NutriForte está fortificado con 13 nutrientes esenciales, entre ellos tres minerales: Calcio, Hierro y Zinc.

Así que ahora ya sabes, acércate con un especialista en nutrición para que evalúe las necesidades de tu hijo y recuerda que con Del Valle NutriForte puedes ayudar en el desarrollo de una nueva generación. ¡Adivinaste, también puede ayudar al crecimiento de tu hijo!

Del Valle NutriForte. Sabe bien y lo hace bien. ®