• A partir del 1 julio de 2015, Coca-Cola comenzó un proceso de adaptación de las etiquetas de sus productos a la nueva normativa de etiquetado frontal nutrimental promovida por la autoridad sanitaria del país.

En cumplimiento a la entrada en vigor de las modificaciones a la “NOM 051-SCFI/SSA1-2014, Especificaciones generales de etiquetado para alimentos y bebidas no alcohólicas preenvasados-Información comercial y sanitaria” el 1 de julio de 2015, la Industria Mexicana de Coca-Cola reitera su compromiso de transparencia y así todos los productos de su portafolio han hecho los ajustes necesarios para cumplir los lineamientos establecidos en el plazo que determinó la autoridad y que vence este 1º de julio de 2016.

Aunque los productos que integran nuestro portafolio muestran información sobre contenido calórico y nutrimental sustentada científicamente (calorías, azúcares, grasas y sodio), cumpliremos la nueva regulación que establece que se debe incluir en el frente de la etiqueta la información por envase sobre grasa saturada, otras grasas, azúcares totales, sodio y energía, independientemente del tamaño del empaque.

Expresamos nuestro reconocimiento al Gobierno de la República por las reformas impulsadas a través de la Secretaría de Salud con respecto a las nuevas medidas regulatorias en materia de etiquetado y publicidad de alimentos y bebidas no alcohólicas, ya que respetan el derecho de los mexicanos a tomar decisiones informadas sobre su consumo, basados en argumentos científicamente sustentados

En 2010, Coca-Cola fue pionera en la industria de bebidas al establecer de manera voluntaria un etiquetado que permite a las personas saber qué porcentaje de la ingesta calórica diaria recomendada representa cada bebida y seguiremos trabajando para encontrar soluciones integrales a la tendencia de obesidad que aqueja al país, así como para brindar la información que sea necesaria a la gente.