Rusia será el país sede del torneo que reúne a las selecciones campeonas de cada federación de futbol, más el más reciente triunfador del Mundial (Alemania, quien venció a Brasil en el 2014): La Copa Confederaciones. Pero más allá de la cancha, ¿a qué se enfrentará nuestro equipo nacional? ¿Serán experiencias refrescantes las que los integrantes del TRI nos hagan vivir?

Bueno, antes que nada, déjanos decirte que la competencia dará inicio el 17 de junio y lo primero a lo que se enfrentará nuestro seleccionado será la fase de grupos donde se medirá ante la escuadra de Portugal, el domingo 18 de junio, después vendrán Nueva Zelanda y el equipo anfitrión, Rusia.

Cada partido será importante para intentar hacerse del título, pero la Selección y los aficionados mexicanos tendrá mucho que ver y probar después de cada encuentro. Por ejemplo, uno de los lugares emblemáticos que no se puede dejar de visitar es la Catedral de San Basilio, la cual está ubicada en la Plaza Roja de Moscú y se ha convertido ya en uno de los símbolos más representativos del país, de hecho, forma parte del listado de Patrimonio de la Humanidad de la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (UNESCO, por sus siglas en inglés).

Ya que se está en Moscú, ¿por qué no probar uno de los platillos típicos? El Borscht es una sopa a base de betabel y ternera, por lo general este plato se acompaña con una nata agria llamada smetana, la cual se encarga de darle sabor y darle una textura muy agradable.

Otro de los grandes atractivos turísticos que nuestros jugadores encontrarán es el Museo del Hermitage, el cual está ubicado en la ciudad de San Petersburgo. En este lugar se alberga una magistral colección de más de tres millones de artículos y piezas de diferentes culturas.

Algo que tendrán que probar durante su estancia en San Petersburgo son los blinis. Es la preparación con masa más famosa en este país. Se trata de un tipo de crepas que se puede rellenar con recetas saladas que es perfecto como plato fuerte, o si es dulces, como postre es delicioso.

Ahora bien, un sitio turístico que regularmente asombra a sus visitantes es la antigua ciudad de Súzdal, la cual está ubicada al oeste de Rusia, junto al río Kamenka. La urbe es famosa por su particular arquitectura, la cual es considerada la mejor del país. Y ya que se visita este punto, los visitantes deben probar un filete Strogonoff, un plato tradicional preparado con carne cortada en cubos, acompañado con arroz, setas, y cebollas, todo esto bañado en crema agria. ¡Simplemente delicioso!


Ahora, habrá muchos sabores distintos y experiencias que refrescarán las ganas de viajar por el mundo en los jugadores y los aficionados, pero algo que hallarán familiar es la presencia y sabor único de Coca-Cola (la cual será ideal para acompañar sus alimentos).

De hecho, un dato curioso es que fue a causa de otra competencia deportiva que Coca-Cola llegó a Rusia. Los Juegos Olímpicos de Moscú, en 1979, marcaron nuestro arribo a este país y, desde entonces, es posible disfrutar del refrescante sabor de nuestra bebida icónica mientras paseamos por las calles de las ciudades rusas más importantes o cuando, como ahora, se puede disfrutar de un emocionante torneo.

¡Ahora sí! Todo está listo para disfrutar de una nueva aventura futbolística. La Copa FIFA Confederaciones 2017 es parte importante de la preparación del equipo nacional de cara al Mundial que será celebrado un año más tarde en el mismo país sede.