Las fuentes de energía renovable: eólica y solar han llegado para quedarse y en Coca-Cola también. Por ello, en promedio, el 26% de la energía eléctrica que consumen nuestras plantas embotelladoras proviene de fuentes renovables y en lo individual para algunos de nuestros embotelladores esta cifra es mucho mayor.Este dato no se logra por sí solo pues va enmarcado en un amplio esfuerzo para hacer a nuestras plantas más amigables con el medio ambiente, ¿cómo? Hay muchas maneras adicionales al uso de energías renovables.

Una es haciendo uso responsable de energía en todos nuestros procesos. Otra manera es mediante nuestro compromiso de que para el año 2020 el 100% de los residuos que genera cada una de las plantas del Sistema Coca-Cola pueda ser reciclado. Para lograr esta meta continuamos trabajando de la mano con nuestros socios embotelladores, habiendo logrado al momento que cinco de las 56 plantas embotelladoras ubicadas en México estén reciclando ahora mismo el 100% de sus desperdicios, convirtiéndose así en las primeras de Latinoamérica en hacerlo.

Una tercera manera es siendo transparentes y por ello el 100% de nuestras plantas reporta voluntariamente sus emisiones de CO2 a la Secretaría del Medio Ambiente y Recursos Naturales (SEMARNAT) a través del Programa GEI-México.

Y por si lo anterior fuera poco, para disminuir nuestra huella de carbono contamos también con tecnologías de uso eficiente de energía en nuestros equipos de refrigeración, en la red de distribución y en los diferentes elementos que intervienen en nuestra cadena de suministro. Con todas estas medidas ahorramos 31 millones de Kwh, equivalente a retirar de circulación más de 8,200 autos.

Crecer el negocio, no las emisiones

Por casi 10 años Coca-Cola y el Fondo Mundial para la Naturaleza (WWF por sus siglas en inglés) han formado una exitosa alianza. Para reforzarla, recientemente acordaron extender sus esfuerzos mediante la definición conjunta de ambiciosas metas en conservación y desempeño que refuerzan el programa de sustentabilidad del Sistema Coca-Cola a nivel mundial. Lo anterior mediante promover la integración del valor de la naturaleza en la toma de decisiones e invitar a otros socios influyentes para ayudar a resolver los retos medioambientales de manera global e integrada.

El cumplimiento de estas metas deberá concretarse para el 2020 por parte del sistema Coca-Cola a nivel mundial y para sus 300 socios embotelladores en más de 200 países. Una de estas metas se enfoca en reducir las emisiones de CO2  de la bebida en tu mano en un 25%.  Para alcanzarlo Coca-Cola se esforzará en reducir las emisiones de gases de efecto invernadero en su cadena de valor, lo que implica disminuir su impacto ambiental en todos sus procesos que van desde la fabricación y hasta el abastecimiento de ingredientes, pasando por los empaques, la flota de distribución y los equipos de refrigeración.


Entrevista con Guillermo González, Gerente de Energía Sustentable de Coca-Cola

Guillermo González, es el Gerente de Energía Sustentable de Coca-Cola, él es el responsable de diseñar y difundir las estrategias de la compañía para la energía y reducción de huella de carbono en el sistema embotellador, haciendo eficiente el consumo de energía en nuestras plantas embotelladoras y periódicamente ir sustituyendo la energía que se consume de combustibles fósiles como el petróleo y gasolina por energías renovables.

Platicamos con él, y para comprender más de este tema, nos comentó:

#CocaColaJourney: ¿Qué es una fuente fuente renovable?

Guillermo González: Es toda aquella fuente de energía que se regenera o renueva de manera natural como como el viento, como el sol, por ejemplo el petróleo es un combustible fósil y tú al quemarlo tienen que pasar miles de millones de años para que pueda volverse a generar dependiendo de muchas situaciones o condiciones del planeta y la energía solar o la eólica pues prácticamente permanece.

#CocaColaJourney: ¿Cuáles son las fuentes renovables que utiliza Coca-Cola?

Los embotelladores actualmente reciben energía eólica y biomasa que es el bagazo de caña que se obtiene de los ingenios azucareros, cuando cosechas la caña obtienes este elemento, el bagazo, que es materia orgánica que puedes utilizar para producir vapor o energía eléctrica. Esta energía eléctrica se consume en las plantas embotelladoras de Coca-Cola, no en su totalidad, hay ciertos porcentajes.

La energía eólica en su caso funciona a través de aerogeneradores, que son tipo moilinos de viento holandeses, con una tecnología altamente desarrollada. Gracias a los aerogeneradores se produce trabajo que genera energía eléctrica y ésta sube a una subestación para ser sumistrada en cualquier otro punto.

Y Guillermo nos dice, "actualmente hemos avanzado a 26% con nuestro compromiso de incorporar energía renovable.  Esto también está condicionado a que haya oferta de energía renovable de proveedores para poder trabajar con ello o de que lleguemos a esa meta".

"Esto es un factor de lo que en sí tenemos como compromiso que es reducir huella de carbono, emisiones contaminantes a través de energía renovable y uso eficiente de energía en las plantas. Mientras menos energía utilices en las plantas para producir lo mismo o más bebidas estás siendo eficiente.”, apunta.

#CocaColaJourney: ¿Qué es la huella de carbono?

Guillermo González: Es las toneladas de CO2 equivalentes  emitidas a la atmósfera en un tiempo determinado.  Por ejemplo la huella de carbono de mi departamento la puedo obtener con los consumos de energía eléctrica y gas a través de las facturas.  Esos consumos se multiplican por un factor de emisión y listo.

#CocaColaJourney: ¿De qué estados proviene la energía de fuentes renovables que suministran electricidad al Sistema Coca-Cola?

Guillermo González: La biomasa proviene de un ingenio que está en Veracruz y la eólica proviene de parques que se encuentran en el Istmo de Tehuantepec, Oaxaca. Al saber que tenemos un compromiso para reducir la huella de carbono, el embotellador podrá decidir si contrata el suministro de energía renovable o realiza algún proyecto de generación en sitio.

Contamos con un indicador interno que mide que tan eficientes somos en el uso de la energía con respecto a la producción de bebidas.  Mientras menos energía se consuma y se produzca igual o más bebidas seremos eficientes.  El indicador se define como megajoules/ litro de bebida producida.  Actualmente división México cuenta con el mejor indicador a nivel global dentro del Sistema Coca-Cola.

#CocaColaJourney: ¿Qué otras asociaciones estratégicas en materia ambiental tienen en puerta, tales como las que tienen con el Fondo Mundial para la Naturaleza (WWF, siglas en inglés)?

Guillermo González: En el caso de energía está el programa  esKO Top 10 de Ahorro de Energía, que es una iniciativa corporativa en sociedad con WWF que fue lanzada en Coca-Cola de México en el año 2012.  Consiste en implementar 10 prácticas básicas de ahorro de energía en plantas. Las personas en las plantas ya tenían mucho de estos puntos con compromisos cimentados, que nos permitió no arrancar de cero, sino que son punta de lanza para fortalecer mucho más lo que hacemos.

  1. Eliminar fugas de aire comprimido

  2. Eliminar fugas de vapor

  3. Aislar la tuberías de vapor y refrigeración

  4. Reducir el aire comprimido del sistema

  5. Eliminar cuchillas de aire

  6. Instalar iluminación eficiente.

  7. Mantenimiento a equipos de aire acondicionado

  8. Recuperación de los condesados: algunos procesos de embotellado requieren calor y debes generar vapor que transportas en una tubería. La condensación se recupera y la reutilizas para no quemar más combustible.

  9. Sistemas de control: en medidas como temperatura o presión, se buscan rangos de operación automatizados para tener menos gasto de energía por operación manual.

  10. Explicarle al colaborador sobre el uso eficiente de energía.

“Al colaborador se le explica cómo relacionar el consumo de energía en su casa para que sea más consciente del uso de la energía en el trabajo. Si consumes menos energía tienes menos emisiones”, nos dice Guillermo.

#CocaColaJourney: ¿De qué otra manera se puede contribuir para tener un ambiente más sostenible?

Guillermo González:

  1. Existe las famosas “conexiones vampiro” si dejas conectado el despertador, la cafetera o el microondas hay un relojito o foco que consume energía, un promedio estimado de no desconectarlo puede representar hasta el 40% de consumo, siendo energía que no se usa. Por lo que podemos dejar desconectados estos elementos y ahorrar.

  2. Otra forma es buscar focos ahorradores o LED con la que no generas calor y no tienes que prender el aire acondicionado.

Y concluye, “cuando yo estaba en la universidad no había materias referentes a temas ambientales, pero esto cambió. Ya se habla cada vez más de calentamiento global y emisiones y si no nos ponemos las pilas puede haber un  gran daño, pero ahora las generaciones crecen con la responsabilidad ambiental implícita, para que desde pequeños se hable de sustentabilidad, uso eficiente de recursos y ahorro, para cuidar el medio ambiente”.

En resumen

En Coca-Cola diariamente innovamos en nuestros procesos y operaciones para que, de la mano con socios conocedores de estos temas como WWF, concretemos nuestras metas que contribuyen a conservar la naturaleza mediante, por ejemplo, el uso de energías renovables y la reducción de emisiones.