¿Sabías que los colores juegan un papel muy importante en tu estado de ánimo?

De acuerdo con Leslie Harrington, consultora de color de Old Greenwich, Connecticut, las gamas tonales son un lenguaje universal. Por eso, las tonalidades con las que decides pintar las paredes de tu casa no sólo cumplen una cuestión de estética, sino que son una herramienta que puedes aprovechar para transmitir emociones.

De acuerdo a los consultores del color, lo primero que debes considerar es la función principal de cada habitación, teniendo en cuenta que cada tono posee un valor psicológico, para así elegir el matiz idóneo para cada espacio.

¡Dale vida a tu hogar!

Los colores actúan de tres formas básicas: activo, pasivo y neutro. Puedes hacer combinaciones dependiendo de tus deseos personales, gusto y propósito destinado para cada rincón de tu hogar. ¿Necesitas ideas? ¡Usa los tonos característicos de las marcas de la Industria Mexicana de Coca-Cola!

Rojo Coca-Cola: Con este matiz se eleva el nivel de energía de una habitación. Por su intensidad, es una buena opción para despertar la pasión y el optimismo. Resulta un buen color para la sala o el comedor, ya que atrae a la gente y estimula la conversación; además, unos detalles rojos en el dormitorio le podrían dar un toque romántico. Una buena idea sería aplicar blanco a uno de los muros para una sensación de mayor espacio.

Amarillo Fresca: El amarillo captura la alegría del sol, comunica felicidad y estimula el intelecto. Es una excelente opción para cocinas, comedores y baños, siendo energizante y edificante. Su uso en pasillos, entradas y espacios pequeños, brinda una sensación acogedora.

Naranja Fanta: Si quieres transmitir entusiasmo y energía, éste es tu tono. ¡Úsalo en el gimnasio para que te impulse a rendir al máximo! Ahora, si lo utilizas en un estudio o habitación de trabajo te puede ayudar a mantener la vitalidad para que termines a tiempo tus proyectos.

Verde Sprite: El verde se considera muy relajante y se adapta a casi cualquier espacio en la casa, en especial donde se busca estar en calma y alejarse del estrés, como la sala o dormitorio. Combinado con azul, su efecto es muy refrescante.

Azul Ciel: Se dice que este matiz, en sus tonalidades más suaves, puede servir para disminuir la presión arterial y la frecuencia cardíaca, es por eso que se considera un tono que produce tranquilidad, efecto perfecto para baños y dormitorios.

Recuerda que lo más importante es que elijas una paleta de colores que realmente vaya de acuerdo con tu personalidad y que transmita aquello que desees en cada rincón de tu hogar.