La idea de sus fundadores: Steve Chen, Chad Hurley y Jawed Karim era bastante simple, que los solteros en busca de pareja crearan videos de presentación y los compartieran en la plataforma para encontrar el amor. Aunque no duró mucho tiempo.

Algunos años más tarde Google compró YouTube para convertirla en la plataforma de videos más importante de Internet (de hecho se suben más de 100 horas de audiovisuales cada minuto). ¿Se imaginan que redes de ligue permitiera cargar video? Cupido no se daría abasto haciendo cada match. ¿Cómo habrán hecho en el siglo XIX para ligar vía el telégrafo? Comunicación basada en puntos y rayas. ¿Habrán tenido emoticonos en el “Internet Victoriano”?

Compartir una malteada hecha con productos Santa Clara nos parece un mejor pretexto para conectar los corazones. Verás que después de tres minutos viéndose a los ojos, hasta se sincronizan sus latidos.

Aún queda mucho por saber del amor en Internet y de la Industria Mexicana de Coca-Cola.