Con el objetivo de fomentar las contribuciones al conocimiento científico y tecnológico de estudiantes y profesionales en el área de Ciencia y Tecnología de Alimentos, campo fundamental para el bienestar de nuestro país, durante 40 años la Industria Mexicana de Coca-Cola en conjunto con el Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología (CONACYT), impulsa el Premio Nacional en Ciencia y Tecnología de Alimentos (PNCTA).

Para la realización de la actual edición, la número 40, platicamos con la Doctora Luz Vázquez Moreno, Presidente y miembro del Jurado desde 2002, acerca de la importancia del premio, del que enfatizó es una esta iniciativa surgida para reconocer y motivar la investigación científica y tecnológica de la alimentación. El PNCTA se ha convertido no sólo una de las alianzas más longevas entre el sector público y la iniciativa privada, sino en un referente nacional reconocido tanto por la comunidad científica como por el sector productivo y la sociedad.

Los aportes

Sobre el PNCTA la doctora Vázquez comenta: “Reconoce además, la trayectoria de mexicanos notables que han dedicado su esfuerzo a la resolución de problemas relacionados con la alimentación. Sin embargo su alcance ha ido más allá de la recompensa o el reconocimiento de individuos, actuando como catalizador para el desarrollo de más y mejores trabajos de investigación en Ciencia y Tecnología de Alimentos”.

Desde la parte social, la contribución del PNCTA es directo, ya que a través del reconocimiento a investigaciones científicas, se impulsa: “El desarrollo e innovación con potencial a aplicarse con la población, mismas que podrían mejorar su calidad de vida”, enfatizó la también doctora en Bioquímica.

Y complementa: “Siendo la sociedad un pilar fundamental para la realización del premio, también se fomenta la generación de una comunidad del conocimiento, donde cada uno de nosotros conocemos y apropiamos el trabajo que investigadores mexicanos realizan a favor de la alimentación”.

Por ello, para la también miembro del Sistema Nacional de Investigadores (SNI), es importante destacar la oportunidad para difundir los proyectos de investigación “y que la comunidad académica y la industria productora de alimentos  los conozcan y reconozcan”.

En este punto es importante señalar que el PNCTA no está dedicado sólo a los investigadores con gran trayectoria. “Dada la amplitud de los premios, la oportunidad a nivel estudiantil permite que quienes se están iniciando en el camino de la investigación concurran a este foro y se den la oportunidad de exponer sus estudios”, detalló.

“La categoría profesional, en sus diversas modalidades, reconoce investigaciones en Ciencia y Tecnología de Alimentos permitiendo dar difusión a estudios más profundos y avanzados”, comenta la Presidenta del jurado del PNCTA.  

“En 2016, esta modalidad ha evolucionado con la apertura de  la Categoría de Investigación en Alimentos y su Impacto en la Nutrición. En donde esperamos recibir trabajos que están en la frontera del conocimiento y su aplicación a la Nutrición y Salud”, dice.

Alianza fructífera

A partir de la creación del PNCTA, la alianza entre CONACYT y la Industria Mexicana de Coca-Cola ha sido estrecha y con gran compromiso por la difusión de los avances científicos y tecnológicos a favor de la alimentación.

En cuatro décadas de vida del Premio Nacional en Ciencia y Tecnología de Alimentos, el apoyo de cada uno de los actores que lo hacen posible ha sido determinante en el mantenimiento de su credibilidad y presencia.

Así, la investigadora Luz Vázquez, enfatizó la mayor amplitud que se la ha dado, por ejemplo, para esta edición, con la integración de la Categoría de Investigación en Alimentos y su Impacto en la Nutrición se espera gran aportación para la realización de más y mejores investigaciones que conduzcan a enriquecer la nutrición de la población.

Los criterios de calidad no sólo están para las investigaciones científicas, el Jurado también tiene rigor para calificar las mejores en pro de la sociedad. El trabajo al interior del pleno es intenso como lo comenta la doctora: “Se ha establecido y cumplido un plan de mejora continua del reglamento de operación y procedimientos para la constitución de quienes califican y otorgan los premios.”

“La evolución del premio, en 14 años en que he tenido la oportunidad de participar, ha sido muy positiva. Ha representado un gran honor y un gran compromiso. Es un grupo altamente profesional,  con vasta experiencia y trayectoria.  Cuenta con representantes del centro y de los diversos estados del  país, tanto de la academia como de la industria alimentaria.  La heterogeneidad del grupo nos permite cubrir prácticamente todas las áreas del conocimiento en alimentos”, finaliza la doctora.

Es así que esta edición del PNCTA renueva el compromiso de aplicar el modelo Tripe Hélice, entre el conjunto de universidades con la participación de investigadores, coordinados con el CONACYT y la Industria Mexicana de Coca-Cola apoyando proyectos que contribuyan al mejoramiento de la calidad de vida de los mexicanos.