En Coca-Cola sabemos la importancia de llevar una vida sana y de promover acciones para estar activos y saludables.

Es por esto que desde el 2010, con el fin de incrementar la conciencia sobre el contenido calórico y nutrimentos de nuestras bebidas, se incluyó de forma voluntaria en el frente de los envases la información de contenido calórico por porción.

Con esta acción, Coca-Cola fue pionera en realizar este tipo de compromiso a nivel internacional. En ese momento las nuevas etiquetas permitieron tener más elementos para que la decisión de compra se basara, no sólo en preferencias de sabor, sino también en las necesidades nutrimentales.

Este sistema de etiquetado permitió que la gente supiera qué contienen los productos y se eligiera cuánto, cuándo y cómo cubrir las necesidades diarias de estos nutrimentos para llevar una dieta equilibrada.

Etiquetado frontal en México

En 2014 se publicó la actualización de la NOM-051-SCFI/SSA1-2010 donde se establece la obligatoriedad de que los alimentos y bebidas no alcohólicas declaren frontalmente los siguientes nutrimentos: grasa saturada, otras grasas, azúcares, sodio y energía; para el caso de bebidas la declaración se realiza por total envase.

En el caso de una minilata de Coca-Cola clásica, encontramos que contiene el 27% de la recomendación diaria de azúcares de acuerdo al porcentaje de los nutrimentos diarios establecidos por esta nueva regulación.

El azúcar es importante porque aporta energía y es parte de los nutrimentos que requerimos diariamente, pero debemos estar conscientes de la ingestión que tenemos de este ingrediente, al igual que del resto de los alimentos que consumimos para tener un adecuado balance energético.

Por una manera fácil de entender...

Siendo una empresa socialmente responsable cumplimos al 100% el código PABI para la Autorregulación de Publicidad de Alimentos y Bebidas no Alcohólicas dirigida al Público Infantil y establecimos el Instituto de Bebidas para la Salud y el Bienestar (IBSB) dirigido a profesionales en nutrición y salud, que busca brindar apoyo a la investigación, educación y asistir en temas de salud e hidratación.

Este instituto está dedicado a la generación del conocimiento en tres ejes temáticos: hidratación, salud y bienestar e ingredientes de las bebidas.

Además, hemos implementado nuevos programas para promover estilos de vida activos y saludables, moviendo a casi cinco millones de personas en distintos eventos deportivos como en los programas: “Te mueves tú, se mueven todos” o “Ponte al 100”.

Cuatro compromisos por un estilo de vida activo y saludable

Haciendo énfasis en la actitud responsable de Coca-Cola, surge el compromiso de ayudar a promover un estilo de vida activo y saludable que da lugar a los cuatro compromisos para luchar contra el sedentarismo en la población actual y ayudando en la elección de la bebida más adecuada, en función de su contenido en calorías.

        Los cuatro compromisos son:

  1. Concientizar a la población sobre el grave problema del sedentarismo y ayudar a prevenir el sobrepeso.
  2. Promover la práctica de deporte diario para mejorar la salud de los ciudadanos.
  3. Ofrecer a nuestros consumidores una versión baja o sin calorías de sus bebidas favoritas.
  4. Impulsar buenas prácticas de comunicación

Este tipo de acciones son sólo una parte que complementa la extensa gama de programas respaldados por la compañía a nivel global, que promueven la educación nutrimental y fomentan la actividad física entre las personas de todas las edades.