No hay pretextos, si esa presentación especial o el reporte que te pidieron hará que no puedas comer a tus horas, te damos siete menús que te ayudarán a integrar los tres grupos que integran el Plato del Bien Comer, sin descuidar tu dieta correcta que incluye desayuno, comida, cena y dos colaciones.

Te damos ideas de siete platillos que puedes disfrutar en la oficina y que son fáciles de preparar, toma nota:

  1. El que no puede faltar: sándwich de jamón con verduras. De preferencia utiliza  pan integral y adereza con lo que más te agrade: mayonesa, mostaza, aguacate. De verduras puedes incluir germen de trigo o de alfalfa, jitomate, espinaca, lechuga, pepino y, como alimento de origen animal, te recomendamos jamón o pechuga de pavo.

  2. ¿La favorita de tu infancia? Ensalada rusa. Puedes dejarla hecha el fin de semana y te durará por varios días. Es el pollo cocido y deshebrado, y con los ingredientes cubrimos los otros dos grupos de alimentos, zanahoria, chícharo y papa. Si quieres puedes acompañar con tostadas o galletas saladas.

  3. El preferido de las mamás: huevo duro. A lo mejor no eres de los amantes del huevo cocido, pero ¿hace cuánto que no lo pruebas así? La ventaja de este platillo es que es fácil de hacer y puedes cocer varios y dejarlos en el refrigerador para tus desayunos. Que sean dos por comida, prepara con sal y limón, y acompaña con una rebanada de pan tostado con aguacate, jitomate y aceite de oliva.

  4. Rápido y delicioso: aguacate relleno de atún. El atún lo puedes preparar con mayonesa, jitomate, cebolla, lechuga y, en combinación con el aguacate, te encantará. ¿Qué grupo nos falta? El de los cereales: acompaña con cuatro galletas saladas.

  5. Rico y sin calentar: salpicón. Prepara la falda de res deshebrada y mezcla con lechuga, cebolla, cilantro, aguacate, aceite de oliva. Si vas a conservarlo por varios días, lo que debes agregar justo antes de comer es el jitomate para que no se descomponga. Acompaña con una tortilla.

  6. Desayuno nutritivo: rollitos de jamón con queso y espinaca. Tres rebanadas de jamón, prepáralas en rollo con hojas de espinaca y queso oaxaca o panela. Si quieres incluir otra verdura puede ser zanahoria o pepino rallado y aderezar con mayonesa de chipotle. Acompaña con tostadas horneadas.

  7. Salchichas a la mexicana. Dos o tres salchichas, prepara con jitomate, cebolla, chile, o la verdura de tu preferencia, pueden ser nopales, champiñones, ejotes. Acompaña con una tortilla o una rebanada pan tostado.

 

Puedes comer rico y cuidarte al mismo tiempo. Si lo piensas bien, además de gastar menos, obtendrás otros beneficios. El comer correctamente te permitirá rendir mejor laboralmente y a lo largo de todo el día.

Organízate y descubre lo que tener hábitos como comer en horarios establecidos, hidratarte constantemente y practicar actividad física, podrían generar una diferencia total en ti, ¿qué dices, te animas?