Explicado de una manera muy simple, el CO2 es parte del ciclo natural de la vida, pues las plantas lo absorben para sintetizar carbohidratos y liberar oxígeno, que permite a otros seres vivos -como nosotros- respirar. Así, al exhalar devolvemos a la atmósfera el gas que usan los vegetales para subsistir.

El problema es que la cantidad de CO2 ha aumentado drásticamente en los últimos 150 años, haciendo que en combinación con otros gases de efecto invernadero (GEI) se produzca el calentamiento del planeta.

La actividad humana es uno de los factores que, según explica el Grupo Intergubernamental de Expertos sobre el Cambio Climático (IPCC), organismo de la Organización de Naciones Unidas (ONU), ha provocado el aumento de los GEI, entre los que se encuentra el CO2.

Por ello es importante que nos esforcemos para ser parte de la solución que evite que el Calentamiento Global siga avanzando.

Acciones que reducen la huella de carbono

Lo primero sería disminuir el uso del auto y procurar tomar el transporte público, pues ayuda a reducir la cantidad de tránsito en las urbes, lo que disminuye las emisiones de CO2. Ahora, no importa si no tienes un vehículo propio, pues aún así, tus actividades diarias dejan huella en los procesos de producción de GEI.

Dejar las luces encendidas, consumir productos provenientes del otro lado del mundo y no dar un adecuado mantenimiento a los coches aumenta nuestro aporte en la generación de CO2 a la atmósfera. Algunas otras acciones inmediatas que puedes realizar para ayudar al cuidado del medio ambiente pueden ser, cambiar las bombillas por focos tipo LED o fluorescentes -además de instalar economizadores de energía-. Cuestan un poquitín más, pero su duración también es mayor, además de que se reduce el consumo eléctrico y la emisión de gases.

En la Industria Mexicana de Coca-Cola (IMCC) tenemos claro que no eres el único que debe actuar y por ello nos comprometemos al cuidado del medio ambiente con acciones concretas que permiten reducir nuestra huella de carbono.

Así que hemos estado trabajando de la mano de World Wildlife Fund (WWF) en la creación de un programa que nos ayude a ser más eficientes en el consumo de energía. A éste se le denomina esKO10 y se implementa en más del 68% de las plantas del Sistema, de las cuales hemos logrado certificar 40 de las 66 instalaciones.

De hecho, en la IMCC tenemos el mejor indicador de Eficiencia Energética en las plantas embotelladoras del Sistema Coca-Cola a nivel mundial. Cabe mencionar que solo en 2016, el 31% de la electricidad que usamos provino de fuentes renovables.

Por otro lado, hemos cambiado paulatinamente los refrigeradores donde ofrecemos nuestros productos por equipos que utilizan CO2, lo cual reduce en un 99% las emisiones directas de GEI. Con ello se logró un ahorro de 60,118,579 kWh, lo que ayudaría a iluminar 4,461 casas por un año.

Nuestro compromiso de cuidar el medio ambiente es parte de nuestras acciones de todos los días, así que tú también puedes realizar algunos ajustes a tus hábitos y ser parte de los muchos que buscamos hacer de este planeta un lugar mejor.